¡¡V I V A  E S P A Ñ A  Y  S U  F I E S T A  N A C I O N A L !!
« »

miércoles, 31 de agosto de 2011

Recordando a Manolo Bienvenida

Fuente:www.deltoroalinfinito.blogspot.com


Recordando a Manolo Bienvenida

Manuel Mejías Jiménez "Bienvenida" IV
El 31 de Agosto de 1938 a los 26 años de edad, en San Sebastián, España, fallece el diestro sevillano Manuel Mejías Jiménez “Bienvenida”, el primero de los hijos toreros del famoso Manuel Mejías Rapela “Bienvenida”, el "Papa Negro"

Real Maestranza de Sevilla, Octubre de 1936 / Corrida patriótica
presidida por el general Queipo de Llano
Una vida segada en flor (Bienvenida IV)
(Artículo publicado en ABC el 22 de Julio de 2007)
-Fotografías: Archivo familiar de Luís Mejías Álvarez Buylla-

Ya me ocupé hace tiempo de los niños de Bienvenida como becerristas. Pero interesante será también, formarnos una pequeña idea de quienes fueron en el toreo después

ANTONIO SANTAINÉS CIRÉS

BARCELONA. Ya me ocupé hace tiempo de los niños de Bienvenida como becerristas. Pero interesante será también, formarnos una pequeña idea de quienes fueron en el toreo después, lo que representaron y hasta donde llegaron como profesionales.
Manuel Mejías Jiménez (Bienvenida IV), nació en Dos Hermanas (Sevilla) en la calle Conde de Ibarra número 11 el 23 de noviembre de 1912. Tras su brillante y provechosa carrera como becerrista ingresó a las filas de matadores de toros cuando tenía 16 años, siete meses y siete días, más joven que Joselito que al tomar la alternativa tenía 17 años, cuatro meses y veintiún días.
El traje del doctorado
Cuando la primera despedida de Antonio Bienvenida en Madrid visité el museo de la plaza. Allí se guarda el terno verde y oro con cabos rojos que vistió Manolito el día del doctorado. Por su tamaño era el de un niño. Tal evento se produjo en la plaza de Zaragoza el 30 de junio de 1929. El padrino fue Antonio Márquez que le cedió la muerte del toro Mahometano de Flores Iñíguez, siendo el testigo Lagartito. Con el toro en los medios -donde pesan los toros- desgranó un contenido garboso y torerísimo. Hubo variedad en sus pases, adornos y filigranas. Un pinchazo en hueso y una estocada. Se le concedió la oreja. El día 12 de octubre Marcial Lalanda le confirmó el doctorado en Madrid cediéndole la muerte del toro Huerfanito número 1 de Alipio Pérez T. Sanchón. Actuaron mano a mano padrino y neófito a beneficio del Montepío de Empleados de la Diputación.
Su primera aparición como matador de toros en Barcelona fue en la corrida del 22 de mayo de 1930 con Niño de la Palma y Cagancho. La primera faena a un toro de Argimiro Pérez, iniciada sentado en una silla, fue torerísima y le valió una oreja. Esta temporada sumó 73 corridas. El día 5 de octubre en Valencia se encerró con seis toros de Concha y Sierra y cortó cuatro orejas y un rabo. El 19 en Sevilla estoqueó seis toros de Moreno Santamaría, regaló el sobrero y cortó las orejas y el rabo del segundo.
En 1931 toreó 84 corridas, estoqueando 174 toros. Uno al Sesgo sostiene que «su toreo sin perder en hondura, sin perder en adorno, gana en eficacia». La temporada es pródiga en acontecimientos. El 16 de mayo en la plaza de Madrid, alternando con Fortuna y Nicanor Villalta realiza al toro «Yegüerito» de Argimiro Pérez Tabernero, una faena memorable. Don Quijote escribe: «...toreo en verso, es decir: toreo todo ritmo, todo gracia, toreo esculpido en mármol, fue la faena de Bienvenida la tarde del XI aniversario de Joselito. Bienvenida, cortadas las orejas, sacado en hombros por la Puerta de Madrid, arrollados los guardias que pretendían impedirlo dejó escrita áurea página en la historia del toreo».
El 24 de septiembre en Barcelona a un toro de Concha y Sierra le hizo una gran faena adobada con la gracia sevillana, el arte y un afiligranado repertorio que hizo relamerse de gusto al público. Acabó de una superior estocada. Las orejas y el rabo. Con fecha 15 de mayo de 1932 Manolo Bienvenida hizo en Barcelona otra faena grande, de vasto repertorio, tan rica en matices como en alegría, tan variada como artística y como con el estoque llegó con la mano hasta el morrillo le concedieron las orejas y el rabo.
A por todas
Vuelve a jugar fuerte en Madrid. Y sale a torear en la corrida de la Beneficencia el 27 de abril de 1933. Manolo Bienvenida le ha dicho a su mozo de estoques: «Mira, José, en la corrida de Beneficencia del año pasado, corté dos orejas; en la de éste vuelvo a cortarlas, o voy a la cama».
Ocho toros de Bernardo Escudero -dos sustituidos por otros dos de Tovar- para Nicanor Villalta, Manolo Bienvenida, Domingo Ortega y Maravilla, que confirma la alternativa.
Con las dos rodillas en tierra desafía Manolo Bienvenida a «Cartuchero» de lejos, que ha salido suelto del primer encuentro. Se arranca el toro y en el centro de la suerte le alcanza, sin enmienda posible. En la enfermería se bate entre la vida y la muerte. El doctor Segovia opera la terrible cornada en el vientre.
Al cuarto toro, «Mochuelo», Ortega lo toreó admirablemente a la verónica. Ortega, Maravilla y Villalta, rivalizan en quites y como el toro entra una cuarta vez al caballo, Domingo, con el capote a la espalda da unos lances valientes. Al prepararse para uno de éstos es cogido. La realidad de la herida se impone. Y se deja llevar a la enfermería. Maravilla inicia la faena en el tercio del diez y al tercer pase le alcanza el toro y le hiere. En brazos es conducido a la enfermería. Una sensación de angustia se adueña de la plaza. Villalta se quedó solo matando toros. Siete. Le sacan a hombros.
Su reaparición en Barcelona después de tan gravísima cogida fue el 9 de julio con Marcial Lalanda, Ortega y Pepe Gallardo y estuvo extraordinario.
Cinco tardes toreó Manolo Bienvenida en Barcelona mano a mano con su hermano Pepe. El 16 de julio de 1933 Manolo cortó las orejas y el rabo de su primero y Pepote los mismos trofeos del sexto. El 27 de agosto estoquearon toros de Herederos de Esteban Hernández (Encinas). Con Simao da Veiga actuaron el 31 de mayo de 1934 y en 1935 el 14 de abril y, el 1º de septiembre con Miuras.
El 30 de julio de 1933 Manolo Bienvenida inició su primera faena de muleta en la Monumental sentado en un caballo muerto con un gran pase ayudado por alto. El 8 de julio de 1934 le hizo una faena grandiosa al toro sexto «Turronero» número 39 de Antonio Pérez de San Fernando, malograda con la espada. La gente irrumpió al ruedo y unos cargaron con Armillita Chico y otros sacaron en triunfo a Manolo Bienvenida. Por última vez actuó en nuestra ciudad el 6 de octubre de 1935 y tras una faena torerísima, muy florida, dejó una excelente estocada y cortó una oreja.
Malos tiempos
Para el 29 de mayo de 1936 en Madrid se anunció una corrida de toros de Clairac para Manolo Bienvenida, Domingo Ortega y Victoriano de la Serna. El ambiente con alusiones a los toreros mexicanos estaba enrarecido. Victoriano de la Serna al darse cuenta le dijo a Manolo Bienvenida: «Creo que tenemos que jugárnosla». «Así lo creo también -respondió Manolo-». Contra Domingo Ortega iban peor las cosas porque le consideraban afiliado a un partido de derechas. La Serna salió a jugársela en el sexto. Hizo una faena temeraria. Se arrodilló, arrojó espada y muleta y entonces gritó: ¡Viva España! Ya en pie señaló un pinchazo resultando cogido. Al tiempo que lo llevaban a la enfermería, Manolo Bienvenida ya estaba delante del toro, se arrodilló y dio el mismo grito: ¡Viva España!.
Yo creí al principio -decía mucho tiempo después Manolo Bienvenida- que no saldríamos vivos de la plaza. El 29 de agosto de 1937 sufrió un grave percance en Bilbao. Deduzco que su última corrida fue en Lisboa (Portugal), el 15 de mayo de 1938 con Casimiro y Vicente Barrera.
En plena juventud falleció en la Clínica de San Ignacio en San Sebastián el 31 de agosto de 1938 a las cinco menos diecisiete de la mañana. El diagnóstico clínico y de laboratorio quedó establecido como tumor maligno seminoma, en pulmón derecho, confirmado por la clínica, laboratorio e incluso por la evolución.
Su toreo alegre, variado con el capote, las banderillas y la muleta enmudeció. La poesía le glorificó. Porque Manolo Bienvenida siendo un hombre parecía un niño o pareciendo un niño era todo un hombre.
De becerrista a matador de toros
Alternativa a los 16 años de Manuel Mejías Bienvenida, por Antonio Márquez
Plaza de Toros de Zaragoza, 03-06-1929
Real Maestranza de Sevilla, las orejas y el rabo
para Manolo Bienvenida
2ª Rabo cortado en Las Ventas el 4 de Junio de 1936 en la corrida del Montepío de Toreros.
Toro "Paño Fino" nº 78, de la ganadería de "Sánchez Fabrés"
Brindó el toro al escritor Felipe Sassone
Manolo Bienvenida cortó un rabo en la Plaza de Las Ventas el 3-6-1935
a un toro de Tomás Pérez de la Concha, (segundo toro de la tarde).
Alternó con Cagancho y Curro Caro
Juan Belmonte y Manolo Bienvenida
Gracia y torería con la capa
"a gorrazos" andaba con los toros
Banderillero magnífico marca de la casa
Arrojo en Manolo Bienvenida
Poder y profundidad en la muleta
El becerrista Manolo Bienvenida
El niño Manolito en un apretado par de banderillas
********
Enlace relacionado:

SOLDADITO ESPAÑOL / Por Juan Lamarca

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...